Nota

Tucker 1948, el Auto Torpedo

3a

 

Preston Thomas Tucker, fabrico solo 51 unidades, de los cuales, se sabe, hoy quedan 47 El auto se llama “Tucker 48 ‘(por su año modelo) y fue conocido como el “Tucker Torpedo

A pesar de la poca cantidad de autos fabricados, muchas fabricas que contruyeron más  pasaron al olvido. La fama de este auto está relacionada intimamente con la propia historia de su creador, un entusiasta emprendedor que no se detuvo ni aún frente a la presión de las grandes coorporaciones y hombres de poder, muchos públicos que hicieron lo imposible para lograr su fracaso.

Aunque nunca se produjeron sólo 51 ejemplos, el trabajo de Preston Tucker firmemente se ha cimentado en la historia y un legado que resuena con los entusiastas del automóvil de todos los rincones del mundo. Después de la clausura de la Segunda Guerra Mundial, Tucker comenzó a trabajar en una nueva generación de automóviles que se convertirían y maravilla de la ingeniería y una obra maestra del diseño.

 

6a

 

El taller que se utilizo fue una planta de motores para aviones Dodge, en Chicago que Tucker había comprado.

Se empezo con dos maquetas de arcilla en tamaño real que representaban dos modelos distintos. La versión final fue elaborada a partir de lo mejor de ambos modelos.

El prototipo real fue apodado el ‘Estaño Ganso’ y fue mostrado por primera vez al público el 19 de junio de 1947.

Aunque el diseño se mueve a lo largo de manera constante, el motor estaba plagado de problemas. Su defecto era su exceso de ruido, la falta de poder, y un serio problema con el sistema electrico (la batería) para hacerlo arrancar.

Entonces intentaron con un motor de 6 ALV 335 Franklin de helicóptero como remplazo. El motor fue modificado para utilizar refrigeración por líquido y la adaptación de una transmisión de cable 810. Cuando el proceso se completo, el motor producía 166 HP.

 

7a

 

El diseño, el motor trasero con la suspensión totalmente independiente y el centrado de la dirección combinadas daban un manejo sorprendentemente fácil y mucho agarre.

De 0 a 90 tardaba 10 segundos, un tiempo excelente tomando en cuenta el peso del auto:  1.905 kg. La velocidad máxima era de al menos 120 kilómetros por hora, gracias al diseño aerodinámico

El Tucker era un modelo donde prevaleció el concepto, muy adelantado para la época, de la seguridad. El tablero acolchado con las perillas agrupadas y empotradas detras del volante para no causar daños a sus ocupantes en caso de accidente.

 

4a

 

 

El faro montado en el centro de la trompa giraba con el volante para proporcionar la luz en la dirección que el vehículo marchaba.

Los asientos delanteros y traseros podrían ser intercambiados para evitar, por desgaste, su reemplazo.

La falta de tiempo, dinero e incluso la tecnología le impidió mandar a fabricar, según el diseño original el parabrisas curvado y frenos de disco y ​​otras innovaciones propuestas por Preston. Pero el auto aún tenía novedades en abundancia: además del faro central, un interior espacioso para seis pasajeros con piso de “step-down” puertas y frontal intercambiable.

Los Tucker comenzaron a rodar en la primavera de 1948, y comenzó una guerra despiada desde las coorporaciones que, por medio de la Securities and Exchange Comisión comenzó a investigar las denuncias de fraude postal y otras violaciónes.

Preston siempre declamo que el Tucker era demasiado bueno para ser real, y la evidencia sugiere que eso asusto a las empresas de Detroit que se sientieron amenazadas.

 

8a

 

Tucker necesitaba financiación para el proyecto y logro emitir rapidamente acciones para asi lograr 15 millones de dólares. Esto, como excusa,  dio lugar a acusaciones y llevo a Tucker y sus siete socios a juicio en octubre de 1949 con 31 cargos de conspiración y fraude.

Todos fueron absueltos en enero de 1950 en una farsa de juicio por jurados. Irónicamente, Tucker Corporación todavía tenía los fondos para producir el auto, pero la publicidad negativa dio resultados, la gente tomo distancia de la marca y provocaron el cierre de la fabrica y posterior confiscación por parte del Estado.
El sueño de Tucker estaba muerto.

 

1a

 

Paso no mucho tiempo y Preston que al parecer todavía tenía la esperanza de construir un auto después de su terrible experiencia en Chicago, lo intentó pero desde Brasil donde estaba planeando un auto deportivo de dos asientos, el Carioca, pero lo sorprendió la muerte a los 53 años falleciendo  el 26 de diciembre de 1956.

 

Para tener una idea, un Tucker Torpedo tiene un valor de entre 700 y 900.000 dólares o más…, obviamente, como explicamos al principio este particular automovil es un emblema del espíritu americano.

Se realizó una pelicula dirigida por Francis Ford Coppola. Aunque la película es un buen drama, el director / productor jugó rápido y libremente con algunos hechos. Por ejemplo, la secuencia del “desfile” de cierre muestra casi todos Tucker, dos de ellos propiedad del mismo Coppola, pero esos preciosos autos nunca hicieron una procesión triunfal justo después de que el veredicto fue anunciado a Tucker, y mucho menos en el impredecible clima primaveral de Chicago.

 

Hoy un Tucker tiene un valor que ronda el millon de dólares.